Crítica: Fiesta Griega

| BUENOS AIRES |

Viernes a las 20:30 hs en el Korinthio Teatro (Mario Bravo 437)

En el género policial existe una infinidad de recursos que se utilizan para contar la historia, y que no se queda solo en un supuesto hecho trágico -por lo general suele ser el punto de partida-. Tanto en cine como en teatro hemos vistos muestra de ello, algunos abordan el tema desde lo dramático que supone el hecho, otros desde el humor o incluso ambos. Lo que sí es un punto en común en la mayoría de los casos en estas historias es el misterio, recurso que más representa a este género y desde el cual el relato puede ser capaz de tomar cualquier rumbo para contarlo. Fiesta Griegaes una obra de teatro independiente que parte desde un asesinato cometido en una fiesta de la comunidad griega, donde un detective comienza una investigación invitando al público a descubrir quien es el asesino.

13495044_2068179090074227_7084254825951341410_n

Tras una serie de asesinatos cometidos en una fiesta de la Colectividad Helénica Argentina, un detective y su ayudante detienen a varios sospechosos que se encuentran en la última escena del crimen. Esta investigación gira en torno a un solo enigma: ¿Quién es el asesino de la señorita Morales?

Cada sospechoso realizará una acusación, dando sus motivos y opiniones, que los transportan a distintos acontecimientos que suceden durante la fiesta, mediante flashbacks.

Sólo queda una duda: ¿logran resolver el misterio?

La obra comienza con la aparición de un detective y su ayudante que acuden a la escena donde se acaba de cometer un crimen. El hecho es reciente y los sospechosos siguen en el lugar, así que se aprovecha el momento para encontrar al asesino sin que ninguno se le escape antes. Los sospechosos van dando su declaración, todos manifestando su inocencia y acusando a otros, mientras que de a poco se va recreando la fiesta donde ocurrió el asesinato, siendo un elemento clave para conocer a los personajes y comenzar a armar teorías sobre quién es el asesino.

La estructura de su relato y el tono de comedia que presenta son unos de los puntos más fuertes de esta obra. Ir conociendo poco a poco los hechos ocurridos en la fiesta permite mantener el misterio y dejar al espectador interesado en cómo puede llegar a concluir. Si bien esta historia ha tomado la comedia negra como referencia para ponerse en escena, no le quita dramatismo a los hechos, aunque los personajes estén más preocupados por sus propios intereses que por el asesinato en sí.

A pesar de algunos detalles en el análisis del caso, su dramaturgia es efectiva al querer narrar los hechos a modo de rompecabezas, donde se debe tener en cuenta cada detalle para llegar a su final, entenderlo y disfrutarlo. También se debe mencionar que el uso de las costumbres griegas ha sido un recurso enriquecedor para la historia, aunque como espectador desconozcamos dichas costumbres, nos las presentan con tal naturalidad que nos permite adentrarnos en ellas y prepararnos para lo que está por venir.

Los actores en escena tienen un rol particular en la obra. Con motivo de pertenecer a esa comunidad, en la investigación se les denomina según un nombre perteneciente a la mitología griega, y que los define según la personalidad que demuestran, por ejemplo la presencia de un Edipo y Yocasta. Todos juegan el papel que les corresponden, defendiendo su propia integridad y sus intereses, sin miedo de culpar a otros por ello. Así como en toda familia disfuncional, todo se ve en orden cuando las cosas marchan bien, pero cuando existe algún hecho que ponga en juego los intereses, salen los trapitos al sol.

Esta tragedia sirve para disparar esa tensión contenida que existe en esta familia, y en su puesta está lograda de manera efectiva y con bastante humor. El papel de los agentes de la policía se presenta dando un equilibrio entre la seriedad y la torpeza; uno de ellos en su terquedad busca resolver el caso sin tener empatía hacia las personas que concurrieron la tragedia; mientras que el otro con su inocencia se acerca un poco más a las personas, además, a pesar del absurdo que pueda llegar a interpretar, es un elemento importante para resolver el caso.

El trabajo de dirección conforma una estructura en el relato que sirve para contar la historia de a poco con elementos como los flashbacks y recursos audiovisuales, que han sido enriquecedores y ha permitido crear el clima de misterio en la sala, revelando lentamente las intenciones de los personajes y llegando a una conclusión sorpresiva pero que siempre ha estado a los ojos del espectador desde un principio.

Fiesta Griega es una efectiva comedia policial, que destaca por su texto y la estructura del relato. Es una obra de teatro independiente que sabe apreciar los recursos con los que cuenta, con efectivas actuaciones y una interesante mirada sobre la cultura griega y la típica disfuncionalidad familiar teniendo un asesinato como disparador del conflicto.

Calificación: 8/10

Ficha Técnica:

Interpretes: Virginia Falchini, Natalia Gatto, Julio Kandel, Joaquín Larralde, Román Golin, Analía Gracia, Joaco Alonso, Yoli Mandia, Elsa Orrea

Dirección: Wanda Mara Fontenla, Ana Dimoulas

Puesta En Escena: Wanda Mara Fontenla, Ana Dimoulas

Vestuario: Sofía Pizzo

Iluminación: Ana Dimoulas

 

Daniel Alvarez

Deja un comentario