Crítica: Jekyll y Hyde

| BUENOS AIRES |

Se ha notado mucho que en estos últimos tiempos el género musical ha tomado mucha fuerza en Buenos Aires. Jekyll y Hyde forma parte de una de las grandes apuestas de este año en el terreno del teatro comercial y ha sabido cautivar al público con una gran producción basada en el musical de Broadway.

IMG_0315_

La historia comienza presentando al Dr Jekyll, un aclamado científico que en esta ocasión propone ante una junta, un experimento que servirá para separar la maldad de las personas. Este proyecto es totalmente rechazado ante el pedido de realizar pruebas con humanos, pero esto no detiene al Dr Jekyll, quien emplea ese experimento en sí mismo, justamente cuando aparece un ser malévolo llamado Mr Hyde. Esta historia basada en la novela de Robert Louis Stevenson ha sido adaptada al musical de forma magistral, para aquellos que conocen y gustan de esta historia se van a encontrar con la esencia del texto acompañado de excelentes números musicales adecuados al ambiente de la historia, además de un gran trabajo de producción en cuanto a vestuarios y puesta en escena.

Juan Rodó es el encargado de interpretar al Dr Jekyll y a su contraparte Mr Hyde, aquel actor que ha sido nuestro eterno Drácula durante 25 años ha encontrado otro perfecto personaje al cual interpretar majestuosamente. También se destaca Melania Lenoir, una actriz considerada como la revelación del musical por sus últimos trabajos, su voz y carisma siempre son agradables de ver, además de lo interesante que resulta su personaje como una mujer perdida que encuentra el refugio en el Doctor Jekyll y el terror en Mr Hyde. El resto del elenco realiza un trabajo impecable, tanto en los personajes secundarios como el ensamble que hace de este un ostentoso musical cargado de ingredientes ideales para el disfrute de todo espectador, tanto como para el amante del género como para cualquier persona que le haya llamado la atención ver esta historia en un escenario.

Os dejamos aquí unas fotografías de la obra realizadas durante la función:

Toca aclarar que Jekyll y Hyde tiene una duración de más de dos horas y media, pero que aun así no hay momentos en el que parezca extenderse de más. Es una obra que engrandece al musical en Buenos Aires y una de las mejores opciones de la temporada en el teatro del circuito comercial.

Ficha técnica:

Actúan: Lucas Arbúes, Karina Barda, Juan Ignacio Bianchi, Emiliano Fegger, Marcos Gorosito, Raúl Lavié, Melania Lenoir, Pilar Muerza, Luis Podestá, Juan Rodó, Manuel Victoria, Sebastian Vitale, Patricio Witis, Eluney Paula Zalasar

Escenografía: Silvana Ovsejevich

Diseño de maquillaje: Vanesa Bruni

Diseño de vestuario: Vanesa Abramovich

Diseño de luces: Santiago González Urrutia

Diseño De Sonido: Ova Mahler

Adaptación de canciones: Lorna Dobie

Redes Sociales: Damian Armocida, Andra Papini

Audiovisuales: Matias Sánchez De Bustamente

Stage Manager: Germán Martins

Fotografía: Nacho Lunadei

Diseño gráfico: Lucas Ezequiel Tagliazucchi

Asistencia de escenario: Maruja Ceccotti, Florencia Druetta, Pedro Ochoa Blaskey, Dana Olivieri

Asistente de producción: Germán Martins

Asistencia de dirección: Christian Alladio

Prensa: We Prensa

Producción ejecutiva: Roro Pellegrini

Producción general: Andrés Cipitria, Julieta Kalik, Jorge Lockett, Marcelo Lombardo, Daniel Vercelli

Coreografía: Mariano Botindari

Dirección musical: Damián Mahler

Dirección vocal: Damian Mahler, Juan Rodo

Dirección general: Sergio Lombardo

Funciones de miércoles a domingos en el Teatro Metropolitan Citi.

Texto y fotografías: Daniel Alvarez

2 pensamientos en “Crítica: Jekyll y Hyde

  1. Que comentarios tienen de la escenografía y el vestuario que también forman parte importante de la obra. O los actores estaban desnudos y el escenario vacío.

    • Hola Mario,

      No siempre comentamos todos los trabajos que conlleva realizar una obra, pero sabemos que aparte de los actores hay mucha gente detrás del escenario.

      Yo no he visto la obra, así que no puedo opinar sobre lo que dices. Cuando pueda quien escribió esta crítica y lea tu comentario verá que responderte.

      Un cordial saludo

Deja un comentario