Kóblic, el nuevo thriller de Sebastián Borensztein

| BUENOS AIRES |

El pasado viernes 8 de abril tuvo lugar la conferencia de prensa del nuevo film ‘Kóblic’, protagonizada por Ricardo DarínOscar Martínez y la actriz española Inma Cuesta. El evento se llevó a cabo en el cine Village Recoleta de Buenos Aires, en donde los dos actores protagonistas se hicieron presentes junto al director Sebastián Borensztein y los productores Alejandro Ocón y Juan Pablo Buscarini.

El film se sitúa durante la época oscura de la dictadura argentina y cuenta la historia del desertor militar Tomás Kóblic, que pretende huir del pasado, pero su conciencia lo atormenta a diario y no deja de sentirse culpable por su participación en los vuelos de la muerte sobre el Río de la Plata.

key_koblic_bajaGran parte de la grabación se situó en San Antonio de Areco, provincia de Buenos Aires. El director Sebastián Borensztein, habló sobre la elección de esta locación, pieza fundamental en la historia narrada.

“Necesitábamos un lugar que reuniera los requisitos que tienen las escenas y la película. Muy descampado, muy abierto, muy lindo, muy bucólico, muy rural y la vez, logísticamente acorde a nuestras necesidades”.

El rodaje del film significó para todo el equipo estar dos meses lejos de sus hogares, llevando una convivencia diaria a pesar de ciertos obstáculos que se presentaron, en palabras del director.

“Fue una gran convivencia. Siempre, en mi experiencia filmográfica lo que se genera es un estado de familia entre las personas que estamos involucradas, mucho más en esta película donde estuvimos todos dos meses fuera de nuestras casas. La convivencia fue muy buena, nos ayudó muchísimo a sortear los inconvenientes que se presentan en un rodaje. En este caso en particular, por haber estado en el epicentro de la inundación más grande que tuvo Areco en los últimos veinte años, lo cual complicó nuestra tarea. La camaradería y la confraternidad hacen que la cosa se lleve adelante”.

Otro de los elementos fundamentales de la historia es la aviación, sobre lo cual Darín hizo referencia, contando más detalles del detrás de escena.

“El tema de los aviones dentro de esta historia es algo que no es un dato menor, en realidad tanto Sebastián como yo, somos medio fanas. Él de hecho es piloto civil y mi padre también lo era, mi tío además siempre tuvo una estrecha relación con eso. El tema de que hubiera aviones de por medio y vuelos y demás, ya nos entusiasmaba aún más. Y nos llevamos bien porque contamos con la colaboración de gente realmente muy, muy gaucha que estuvo todo el tiempo al lado, tratando de que no cometiéramos ni errores técnicos, ni de modalidad”.

Hondando más sobre el personaje de Kóblic, el director aclaró que la historia se centra en la situación conflictiva que afronta el protagonista, colocando el contexto histórico en un segundo plano.

“En realidad Kóblic no existe, Kóblic es un personaje de ficción. Tengo entendido por reportajes que leí, que hubo cientos de vuelos, no sabemos que pasó. Cada uno de esos vuelos debe haber sido un infierno y uno puede imaginar que debe haber pasado de todo en esos vuelos. Nosotros recreamos con mi coequiper, con mi colega Alejandro, la idea de un tipo que entra en una contradicción, básicamente en una crisis interna, que es el motor emocional de este personaje y de la película. Es un hombre que entra, que es parte del horror del que él mismo pretende escapar”.

La producción de la película fue una gran apuesta para todo el equipo, por lo que el proceso de casting también debía estar a la altura. La actriz española Inma Cuesta fue una acertada elección, cuyo trabajo fue elogiado por sus compañeros de elenco.

La primer reflexión es que hacer una película de esta envergadura, con este elenco, con este nivel de fotografía, de arte, con esta refinación, con la post-producción… para el cine argentino financieramente es un desafío. Entonces nuestra vía natural de  búsqueda de socios ha sido España, las coproducciones. Tanto Ricardo y Oscar tienen allá una carrera desarrollada y al momento de armar una coproducción, y teniendo una película que se tenía que filmar toda en Argentina por lo que marcaba la historia, sumar un casting español era parte de la condiciones”.

Darín también acotó que actualmente Inma Cuesta en España es un fenómeno. Comentó que acababa de hacer la película ‘La novia’, con la que había sido nominada como mejor actriz en todos los festivales que había, y ahora estrena una película con Almodóvar. Afirma que “es una actriz realmente con muchísimo camino y mucho camino por delante”. 

Para Óscar Martínez, que encarna a El Comisario Velarde, fue una experiencia completamente nueva, ya que no había realizado con anterioridad un rol semejante, aunque cuenta que cuando Sebastián le llamó por teléfono y le contó que quería hacer una película con Ricardo y con él, se tiró “de palomita”.

En el caso del desarrollo del personaje encarnado por Darín, hizo hincapié en la situación interna que lo abruma.

“Yo creo que cuando uno está a cargo de la construcción de un personaje, lo que no puede hacer es juzgarlo, porque sino empieza a seleccionar qué si y qué no… y para hacer el personaje lo mejor es intentar averiguar cómo piensa y cómo siente. A mí me gustó proponerme la idea de que este tipo próximo a su retiro, aun sabiendo cuáles eran las actividades y de qué se trataba, todavía no se había enfrentado realmente a esta situación. Lo que sí sé es que siempre tuvimos muy claro es que este tipo arrastraba un peso muy grande en su conciencia, por formar parte de un grupo de personas que estaban asociados al horror, y como decía Alejandro recién, a pesar de toda esa información lo que yo imagino es que le ocurrió, que una vez puesto en ese lugar, dijo: yo esto no puedo…no puedo…esto yo no lo hago. Me aferré a eso y traté de construir, de intentar aproximarme a lo que podría estar sintiendo este tipo.”

Os dejamos algunas declaraciones de la rueda de prensa.

Kóblic llegará a todos los cines de Argentina este jueves 14 de abril, llena de suspenso y con elementos propios del género western, a cargo de un elenco que entrega brillantes actuaciones dentro del oscuro contexto de la última dictadura militar en Argentina.

Texto y fotos por Marisol Pascua

Deja un comentario