Crítica: Sin rodeos

Destacado

Santiago Segura (más conocido por su personaje Torrente y películas del mismo nombre), dirige Sin rodeos, largometraje estrenado en 2018 escrito junto a Marta González de Vega y Benigno López. Esta película es un remake de la comedia Sin filtro del chileno Nicolás López.

Paz es una mujer con una vida de la que no se puede quejar. Tiene trabajo, pareja, familia y amigas y una vida estable, pero comienza a sentirse angustiada y a tener pequeños ataques de pánico y ansiedad. Hay algo que no funciona. Hay algo que no dice y eso le causa ese malestar. Acude a un sanador hindú, Amil Narayan, que le ofrece la solución en forma de frasco pequeño que contiene una poción a base de plantas que le hará liberar esa tensión poco a poco. Ella se bebe la poción entera muy seguido y acaba descargándose de manera cruel con los demás.

Sigue leyendo